Las mas tetas

Top 10 de pajazos mentales

Desde tiempos inmemorables los seres humanos nos hemos encargado de echarnos pajazos mentales.  Sí, esas historias, mentiras piadosas y planes inconclusos que sabemos que no son ciertos, que no van a pasar y que no son verdad; pero nos encanta echarnos el cuento. Y ni hablemos de la lista de deseos y propósitos de fin de año que el 31 de diciembre escribimos con tanta ilusión y el 15 de enero ya hemos dejado en el olvido la mitad.

Así que aquí les va un top 10 de los pajazos mentales que nos encanta echarnos:

1. Este año si voy al gimnasio: Gracias a los propósitos de fin de año los gimnasios subsisten. La cantidad de personas que en enero se suscriben para cumplir su propósito, y que obvio a finales de febrero ya no vuelven, hacen que las promociones de gimnasios por 6 meses sean el NEGOCIO.

2. El lunes empiezo la dieta: Esta va directamente relacionada con la primera, no sé cuántos lunes he intentado comenzar una dieta, y ni les digo cuantos domingos me he atragantado de comida porque “el lunes empiezo la dieta

3. Last cigarette Ever: a lo “How I met your mother” es muy emotivo reunirte con tus amigos o un día especial decir: es el último cigarrillo. Pero obvio a los días siguientes, o para unos más valientes al mes, no vas a aguantar y ¡sorpresa! Otra vez estás fumando.

4. Yo lo puedo cambiar: Este es uno de los pajazos más grandes, señora y señorita, si usted voluntariamente decidió meterse con el típico bad boy que le huye al compromiso, el típico perro que se las quiere levantar a todas, tenga claro que usted no es la salvadora ni superheroína de nadie, y el man ¡NO VA CAMBIAR!

5. Él va a dejar la novia por mi: si usted ya cometió el terrible error de meterse con un man que está en una relación, cosa que está muy mal, no se haga el pajazo mental de que el man va a dejar a su pareja por usted. Querida lectora, claramente el tipo la tiene encuentada con la típica historia de victimario donde él está en una relación que no lo hace feliz, que su novia es lo peor, que no sabe cómo dejarla, y obvio usted es la mujer que siempre ha querido y de verdad le encanta, y que le dé un tiempo para estar juntos! ERROR… Tenga claro que el personaje, no va a dejar a su novia, y pregúntese: ¿Usted podría tener una relación con un personaje así?

6. Hoy no me voy a depilar para no embarrarla: el chiste se cuenta solo… si lo suyo no es la fuerza de voluntad, no se engañe y no haga el oso… si lo primero que se vino a su mente antes de la primera cita fue esa famosa frase, depílese que igual la va a embarrar, y ya que la va a embarrar hágalo bien.

7. La puntica no más: este es literal el pajazo mental más grande de la historia. ¡La puntica no más NO EXISTE! Y no diré más al respecto.

8. No me vuelvo a emborrachar: ¡¡AJÁ!! No se cuantas veces en medio de un terrible guayabo he dicho esta frase, pero señores no nos engañemos, y como buen colombiano siempre hay una razón para celebrar y tomar, así que no se engañe, porque sí… ¡SE VA A VOLVER A EMBORRACHAR!

9. Este año si voy a ahorrar: fue de los primeros propósitos de fin de año, incluso usted compró el marranito, pero no nos digamos mentiras, entre planes con amigos, uno que otro concierto, la cerveza sagrada del viernes, usted se mecateó la plática, y ese tal ahorro no existe.

10. Mañana le pago: este último va dedicado a todos los deudores ciudadanos de a pie, que están en la olla, piden prestado y fijo le van a pagar mañana, si webooooon. Hágase a la idea de que si usted presto, como mínimo ese mañana le pago se va extender un par de semanas incluso meses.

Así que señoras y señores, dejemos de echarnos pajazos mentales, y aceptemos la realidad con dignidad!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *